En la vida diaria estamos sometidos a un nivel de ruido ambiental que, generalmente, no representa un serio peligro para nuestro sistema auditivo. Los habitantes de las ciudades están más expuestos a ruidos fuertes que los de las pequeñas poblaciones, pero todos nos arriesgamos a experimentar momentos de intenso volumen en la «banda sonora» de nuestras vidas.

La llegada de la primavera y el otoño es temida por muchas personas propensas a sufrir rinitis, la inflamación de la mucosa nasal. En ambas estaciones es frecuente la aparición de la temida congestión nasal típica de la rinitis, cuyas causas más habituales son las alergias y los resfriados.

A menudo relacionamos las reacciones alérgicas con los espacios abiertos, como ocurre con la alergia al polen, típica de la primavera.


Sin embargo, éste no es el caso de la alergia a los ácaros del polvo.

La otitis externa, más conocida con el nombre de «otitis del nadador», es una infección localizada en el canal auditivo, el conducto que transporta sonido del exterior del cuerpo hacia el tímpano.

Los más propensos a sufrirla son los aficionados a la natación y los niños, que en verano pueden pasarse horas en la piscina.

Las situaciones en las que nos vemos sometidos a un cambio brusco de presión pueden ocasionarnos pérdida momentánea de audición, taponamiento ótico o lesiones en el oído medio e interno. Es lo que los especialistas llaman «barotrauma ótico», y puede suceder a bordo de un avión, al bucear, viajando por una carretera de montaña o al atravesar un túnel.

La urticaria solar es una fotodermatosis que provoca lesiones eritematosas con prurito y aparición de habones –enrojecimiento de la piel, picor y ronchas– tan solo unos minutos después de la exposición a la luz. Es un problema poco frecuente en la población general, pero los expertos coinciden en que puede estar infradiagnosticado.

Afonía: cuando la voz se apaga

Jueves, 11 Junio 2015

La voz y el rostro de la persona son sus rasgos de identificación más evidentes; sin embargo, si difícilmente podemos cambiar de cara sin pasar antes por el quirófano, es mucho más fácil que la voz se altere o se pierda momentáneamente si no le prestamos los cuidados que merece.

La curiosidad es una cualidad innata necesaria para nuestro desarrollo personal, pero en ocasiones nos juega malas pasadas. En el niño pequeño, ese impulso natural que lo lleva a explorar su propio cuerpo se puede convertir en una aventura arriesgada si tiene al alcance de la mano un objeto pequeño y se lo acaba introduciendo en la nariz.

Con la primavera despiertan las plantas y empieza la floración. El día se hace más largo y suben las temperaturas, y ello se nota en la mejora de ánimo de muchas personas. Para otras, en cambio, empieza una etapa complicada.

La otitis media es una de las enfermedades más frecuentes en la edad pediátrica; suele coincidir con un resfriado o una gripe, y produce un gran malestar que los pequeños pacientes toleran mal. Es una inflamación del oído medio y cursa con síntomas como dolor de diversa intensidad, taponamiento y pérdida de audición, irritabilidad, fiebre o náuseas, que requieren atención médica.

Banner_Youtube_Otospray